FUNDACIÓN TOLEDO PARA EL MUNDO-EUNTES


 

Ayuda a Moyobamba y Lurín

El Sr. Arzobispo de Toledo, don Antonio Cañizares Llovera, ha constituido la «Fundación Toledo para el Mundo-Euntes», creada para la colaboración entre la Archidiócesis de Toledo y las Misiones Diocesanas.

Dada la tradición misionera de Toledo, y con el fin de facilitar la acción  de nuestra diócesis en la Prelatura de Moyabamba, así como en la misión diocesana en Lurín (Perú), se ha visto la conveniencia de crear esta Fundación, como instrumento que permita canalizar las ayudas procedentes de instituciones, tanto eclesiales como civiles, así como de los particulares, con el fin de afrontar los diversos proyectos que actualmente se están desarrollando y que se puedan realizar en el futuro en las zonas donde prestan su servicio los misioneros toledanos.

Don Antonio se refiere de forma específica a una de las actuaciones que van a llevarse a cabo: «Una actuación muy especial va a tener lugar en Perú, en concreto y de manera muy principal en Moyobamba, la Prelatura Apostólica que nos encomienda la Santa Sede, donde ya hay trece sacerdotes diocesanos sirviéndola. Esta asociación va a recoger fondos, va a canalizar iniciativas, va a orientar proyectos y a llevar a cabo todo cuanto se necesite desde la Diócesis de Toledo para la colaboración con Moyobamba y con la Diócesis de Lurín, a la que también servimos en tres de las diócesis»

El término «Euntes» alude al mandato misionero: «Id y enseñad». Y explicó que «de eso se trata, y todo lo que va a canalizar esta Fundación es para anunciar el Evangelio, para ponerlo todo al servicio del Evangelio”. Después, dijo que «Toledo para el Mundo» se refiere «a la universalidad de la Iglesia diocesana de Toledo, una Iglesia que se siente enviada y servidora de todas las partes donde se reclama nuestra presencia, nuestro testimonio, nuestro anuncio y también el que se muestre la verdad de nuestro anuncio con unas obras de caridad y de desarrollo. Eso queremos ser: Toledo para todos, Toledo al servicio de todos, sencillamente como testimonio del amor de Dios que es un amor que no excluye a nadie sino que, en definitiva incluye a todos y está al servicio de todos».

Además el arzobispo primado desea manifestar su esperanza de que la Fundación reciba el apoyo de todos los diocesanos: «Se reciben iniciativas, se aceptan proyectos –dijo- se acepta la colaboración de todos para que los fines de esta Fundación sean una realidad cada día más viva; ahora es incipiente, pero está llamada a ser uno de los pilares de la presencia evangelizadora y misionera de la Diócesis toledana».

Finalmente cabe señalar algunos de los proyectos de la Fundación Toledo para el Mundo-Euntes según don Antonio Cañizares: «En Moyobamba ya se va a llevar a cabo la restauración y, en algunos casos, la nueva construcción, de algunas iglesias ya que quedaron destruidas bastantes de ellas con el reciente terremoto. Existe otro proyecto para la creación de una escuela de capacitación agraria, también existe otro de construcción de un Seminario diocesano que ya está en marcha y estamos esperando que nos lleguen más proyectos de los sacerdotes que están actualmente en la Prelatura de Moyabamba”.

Daños producidos por el terremoto de Moyobamba

 

Una niña, en Lurín.

 

Barrio de chabolas, en Lurín.